En general, la palabra “mut’a” comúnmente fue usada más que en otros términos, para el matrimonio temporal durante la vida del Profeta (BPD) y, después durante el tiempo de los Imames Shiías (P) y otros líderes musulmanes; tanto sus defensores y oponentes prefirieron esta palabra y sus derivados. En Wasa'il al-shi'a, la referencia definitiva y comprensiva por el Hádiz Shia concierne a todas las ramas de la jurisprudencia, la palabra “mut’a” es empleada en los encabezados de todas las secciones del matrimonio temporal.
El hecho que la herencia de la mujer sea mitad de la del hombre ha hecho que muchos busquen un argumento racional para esto. En las respuestas que nos han llegado de parte de los líderes de la religión, se ha hecho énfasis en el siguiente punto: El motivo por el cual la herencia del hombre es más es por la manutención y gasto de la esposa e hijos. Desde otro punto de vista, es el hombre quien da la dote a la mujer y ella quien recibe.
Según los anales en jurisprudencia e historia, el precio de sangre es un asunto económico, que ha sido legislado para compensar la pérdida del agredido. Desde otro punto de vista, en una sociedad ideal, la cual intenta crear el Islam, la mayoría de la actividad económica es llevada a cabo por los hombres.
Las palabras del escritor alemán Günter Grass han desatado la ira de los sionistas y de sus cómplices en todo el mundo. Incluso han sido suficientes para que el gobierno del ente sionista declare oficialmente al premio Nobel como persona non grata, prohibiéndole la entrada en el territorio ocupado de Palestina, pidiendo incluso a la Academia Sueca la retirada del premio en literatura concedido en 1999, olvidando seguramente el sarcasmo que supone que criminales sionistas de la talla de Simon Peres o Henry Kissinger se les concediera, y aún mantengan, nada menos que el Nobel de la Paz
Para el propósito de una deducción jurídica un jurista musulmán usa distintas fuentes de la ley. Las principales (en orden de importan­cia) son el Corán, la Sunna (o tradición profética y de los Imames sus sucesores), el consenso de opinión (de los sabios de la comunidad) y la razón o intelecto. Nos proponemos explicarlas. Siendo el Islam una religión divina, la Revelación es la base de su sistema legal. Por lo tanto cada norma debe tener su sanción divina.
Me imagino que ustedes deben tener un concepto un tanto confuso tanto del Islam, como de los musulmanes y del pueblo iraní; del mismo modo que nosotros tenemos un concepto bastante confuso del pueblo de América Latina y eso es debido a que, desgraciadamente, los medios de comunicación, muchos de ellos, se ha encargado de tergiversar la imagen tanto del Islam como de Irán, a nivel mundial, sin la posibilidad de poder responder a dicha campaña publicitaria y, desgraciadamente, cuando se nos da la posibilidad de poder responder, somos censurados.
Que algunos muftis wahabis de Arabia emitan fatuas por las que se llama a las fuerzas de ocupación saudíes en Bahrein a no tener consideración alguna con la población local, incluso llegando al asesinato o a la destrucción de sus mezquitas y otros centros religiosos, por el simple motivo de seguir una corriente islámica diferente a la de ellos; o que fatuas de este tipo también sean emitidas para que esas fuerzas sudíes repriman, con la misma argumentación, igualmente a la propia población árabe que se manifiesta desde hace meses en varias ciudades del reino wahabi, exigiendo de igual modo unos mínimos derechos de ciudadanía, es algo que no nos sorprende porque desgraciadamente parece ir ligado a la animalidad intrínseca a ese modo de entender la vida y el propio Islam, y por que no, a la complicidad histórica del wahabismo con los intereses coloniales de Occidente, al menos desde la creación del reino saudí.
Desde el inicio del desarrollo de la civilización humana, cuando se fundaron los gobiernos, se han adoptado varios modelos para administrar la sociedad bajo su autoridad. Un tipo de gobierno es la democracia, cuyos orígenes se remontan a la antigua Grecia y su concepto de demos (?????) y que con el paso del tiempo ha experimentado muchos cambios; hoy en día ha llegado a ser, aparentemente, la forma de gobierno en la mayoría de los países occidentales, bajo el nombre de “gobierno del pueblo para el pueblo”.Estas formas de gobierno laico han arremetido contra gobiernos islámicos como el que desarrolla la República Islámica de Irán demonizándolo de antidemocrático por su posición religiosa.Este artículo hace referencia a la relación Islam-democrácia desde la óptica religiosa. 
En cuanto al tema que vamos a tocar de los derechos humanos, especialmente los derechos de la mujer, es importante saber el por qué de este tema. Generalmente el tema de los derechos humanos en general, y los derechos de la mujer en particular, ahora han sido temas que en el ámbito político, ideológico y mediático se han difundido en demasía. En el Occidente moderno han dejado de lado la tradición, para decir que en la modernidad sólo existe un bienestar basado en la materia, y sin importar los temas de la religión, los temas de las responsabilidades y los temas de la fe.
Lo que se pretende con este artículo es presentar una serie de temas, principios y leyes respecto a los cuales se centra el estudio sobre el comentario de los hadices de los inmaculados Imames de Ahl-ul Bait (con ellos sea la Paz), de forma que los fundamentos del estudio sean conocidos, sus fuentes sean claras, y los esfuerzos de cada comentador detenten una base apreciada y armónica, y no inconexa.