EEUU junto a varios países europeos proclives al servilismo de la Casa Blanca, hoy quieren poner de rodillas a la República Islámica para que cese su programa nuclear, aquel que en su momento era asesorado por EEUU, Francia, Inglaterra e incluso el mismo régimen sionista de Israel.
La lucha y la resistencia del General Suleimani no solo eran física, iba más allá pues obedecían a una raigambre espiritual la cual era la esencia de su valor, pues no le temía a nada ni nadie fuera de Dios y como su siervo acataba los mandatos establecidos, por ejemplo cuando Dios decía: “¿Por qué no queréis combatir por Alá y por los oprimidos -hombres, mujeres y niños-, que dicen: «¡Señor! ¡Sácanos de esta ciudad, de impíos habitantes! ¡Danos un amigo designado por Ti! ¡Danos un auxiliar designado por Ti!»?” (Corán: 4:75).
Los albores de la Revolución Islámica de Irán antes del 11 de febrero de 1979, ya eran permeados entre todos sus partidarios mediante mensajes y discursos espirituales, este movimiento fue pacífico desde sus inicios; pues en ningún momento se levantaron armas, todo lo contrario el régimen monárquico fue quien en varias escaladas asesinó a los revolucionarios, encarcelándolos o desterrándolos al exilio, siendo este último uno de los instrumentos del Sha de Irán Reza Pahlavi para soslayar a Ruhollah Jomeini , primero a Turquía, Irak y finalmente Francia.
Irán siendo uno de los estandartes de la resistencia frente al imperialismo, se ha convertido hoy en una potencia no solo militar sino política, ética y por sobre todo moral para la zona junto a las organizaciones que luchan junto a este como Hezbolá en el Líbano, el Movimiento Hash al-Shaabi de Irak, así como Bashar Al Assad en Siria; pero, ¿Qué ha hecho que se convierta en el líder del Eje de la Resistencia?
Esta traición cínica y descabellada es una muestra más de las miserias de los sultanatos, califatos y monarquías que solo buscan los intereses mundanales obedeciendo “Las órdenes de todo tirano desviado” (Corán: 11:59) haciendo pactos con los opresores en desmedro de los palestinos cuando Dios dice que "no ama a nadie que sea traidor contumaz, desagradecido". (Corán 22:38)
El creyente más adelante mártir será quien libere y ayude a su pueblo, éste que, saliendo de la comodidad de su hogar, saliendo del regazo de su madre, dejando el amor de su esposa y su familia irá a ofrecer su vida en defensa de la fe, de la moral, del amor y la dignidad enseñados por Ahlul Bait (P) para que la Umma se mantenga bajo el manto de los principios divinos.
“Que la gente del mundo sepa que yo no soy un rebelde deseoso de la guerra, que no soy un corrupto ni un desobediente que busca una posición, como tampoco soy un opresor. No tengo tales propósitos. Mi levantamiento es de reforma. Yo me he revelado para reformar la nación de mi abuelo. Yo quiero ordenar lo bueno y prohibir lo malo.” Hussein (P)
Creada la Corte Penal Internacional “con bombos y platillos” se pensó ingenuamente que Palestina podía acudir a ésta para hacer prevalecer sus derechos. Vanos han sido los intentos hasta ahora cuando los acusados de estos crímenes; Israel Y EE.UU. no han firmado el Estatuto de Roma que da origen a esta corte mutándose todos los buenos oficios de los actores internacionales en espurios.
La cultura islámica ha llegado a muchas partes del mundo, lo cual no significa que irá borrando sus formas culturales, su lengua o sus costumbres; pues “no hay coacción en religión” esta verdad hoy por hoy es aún respetada y quién no lo hiciera no puede considerarse un musulmán.
"No podemos entender como un país islámico violenta a otro cuando el libro sagrado de los musulmanes, que es la palabra de Dios manifiesta en la Sura 4 aleya 92 que “Un creyente no puede matar a otro creyente" y aun así Arabia Saudita fruto de los bombardeos a segado la vida de miles de yemenís desde el inicio de su ataque el 2015 al presente".